Archivo de la categoría: Teorías

Teorías astrológicas

Urano-Neptuno en la fotografía y el cine

 

LA FOTOGRAFÍA (conjunción).- 

Los origenes de la fotografía son más antiguos, pero empezaré por comentar que, en los años 20 del siglo XIX, Joseph Nicéphore Niépce descubre el heliograbado, que le llevaría hasta la primera fotografía de la historia, con una imagen a través de una ventana. Todo esto coincidió con la conjunción Urano-Neptuno del mencionado siglo XIX. 

Imaginaos lo que debió de suponer este invento para la sociedad decimonónica. Congelar un instante, grabar una imagen en un papel, de forma mágica, evocadora. Todo lo cual, parece evidente que encaja a la perfección con lo que simboliza Neptuno. Pues este planeta nos habla del misterio, de lo que no podemos comprender, de lo espiritual. Sin embargo, a esta magia se llega a través de la ciencia y de la tecnología, que es lo que simboliza Urano. 

Al decir esto, no puedo evitar recordar las palabras del maestro de la ciencia ficción, Arthur C. Clarke, cuando dijo aquello de que cualquier tecnología lo suficientemente avanzada es indistinguible de la magia. Y es que, ya hemos analizado varias veces, en este blog, la relación del ciclo entre Urano y Neptuno con cuestiones mágicas. Con la magia de los sucesos extraordinarios, y con la magia de la música.

 

EL CINE (oposición).-

Pero sigamos. El avance lógico de este invento, o quizás eso es lo que puede parecernos visto desde la actualidad, era el de poner esas imágenes estáticas en movimiento. Sucediéndose una detrás de otra. Es decir, el cine. La primera cinta fue creada por los hermanos Lumière, al filmar la salida de los obreros de una fábrica, en el año 1895. 

En ese momento, Urano se aproximaba a la oposición con Neptuno, pero aun no había llegado a darse. Lo que se observa en realidad, es la conjunción Neptuno-Plutón. No obstante, los primeros cineastas propiamente dichos, que narraban historias a través del cine mudo, surgen durante los primeros años del siglo XX, coincidiendo ya claramente con la fase de oposición entre Urano y Neptuno. La magia del cine había llegado con la entrada al nuevo siglo.

 

LA TELEVISIÓN (cuadratura).-

Una vez que se había logrado guardar las imágenes estáticas, y las imágenes en movimiento, para posteriormente poder contemplarlas, el siguiente paso fue el de las imágenes en directo. Si, la televisión. Con la que también se puede utilizar la palabra magia, aunque habrá quien prefiera la de manipulación. En cualquier caso, ambas definiciones me parecen muy neptunianas. 

Ya desde finales del siglo XIX se dan los primeros pasos en este sentido, pero fue en la década de los años 50 del siglo XX, cuando este medio de comunicación se popularizó realmente, y fue introduciéndose en todos los hogares. Coincidiendo, claro está, con una fase importante en el ciclo entre Urano y Neptuno, el de la cuadratura.

 

LA DIGITALIZACIÓN (conjunción).-

Y así llegamos hasta la conjunción entre ambos planetas, durante los año 90 del pasado siglo XX. Bien, como todo el mundo sabe, en esa década lo que se popularizó fue el uso de los ordenadores, de los móviles, y de internet. Lo que llevaría a la digitalización de las fotografías, las películas, y tantas otras cosas. Así como las emisiones de radio y de televisión, a través de la red de redes. 

Una de las ventajas de la digitalización, es su capacidad de almacenamiento. Así como la democratización de la cultura. El conocimiento al alcance de todos. Pero ¿y el futuro?, ¿qué nos aguarda en la próxima fase del ciclo?

 

EL FUTURO.-

Lo que puedo decir con certeza, es que la siguiente fase tensa de este ciclo se dará entre finales de los próximos años 30, y principio de los años 40. Y hablo de la fase tensa porque parece ser que, curiosamente, coinciden con los momentos en los que se dan más claramente nuevos avances.

Pero la verdad, se me escapa en qué puede consistir este nuevo avance. ¿Imagenes en 3D que aparecerán mágicamente en el aire?. O dejando volar la imaginación, ¿imágenes de otro tiempo?, ¿tal vez de planetas lejanos que podamos ver con detalle?. Se trate de lo que se trate, espero que podamos estar todos, para contemplar las maravillas del futuro.

Otra cuestión que me parece interesante es el papel que jugará en todo esto la generación de personas que llegaron al mundo en los años 90, y a finales de los 80, coincidiendo con la conjunción Urano-Neptuno en aquel momento. Estoy convencido de que, entre ellos, surgirán grandes fotógrafos, cineastas, músicos, escritores. Personas creativas, que nos transportarán a un mundo mágico, utilizando herramientas tecnológicas. Es más, personalmente, me gusta pensar en la posibilidad de grandes astrólogos que marquen un antes y un después.

¿Quién sabe si alguno de ellos estará ahora mismo leyendo este blog? Tal vez le sirva de inspiración, y mi proyecto no haya sido en vano. 

Anuncios

El amor en la carta astral

El dios Cupido, y la diosa Psique, al enamorarse

Hasta el mismísimo dios Cupido cayó rendido de amor ante la diosa Psique. Nadie es ajeno a ese sentimiento. Nadie que sea humano. Últimamente lo estoy comprobando en mi cuenta de facebook, en donde coloqué el mensaje de “dime en qué grado y signo tienes a Venus, y te diré en que año te enamorarás”.

Y es que, he comprobado que los tránsitos de Urano, Neptuno y Plutón, sobre la Venus natal, influyen en nuestra vida amorosa. Ya he contestado cerca de 300 mensajes, y aun siguen apareciendo. Aaaaah l’amour. 

Así que he pensado en proponer la posibilidad de encargarme un estudio más completo sobre todo lo que apunta la carta astral de una persona dada, en relación con el amor. Por sólo 20€.

Para ello necesito la fecha, hora y lugar de nacimiento. La información la tenéis en mi página web. Que está en dos servidores distintos. Si no va uno, pincháis en el otro:

http://astromundial.hol.es/amor.php

http://astromundial.ultimatefreehost.in/amor.php

Es primavera. Love is in the air. 

Los Idus de Marzo

Julio Cesar

En el calendario de la antigua Roma, los idus equivalían a la mitad de cada mes. Cuentan que un venerable anciano, que se dedicaba a la adivinación, advirtió a Julio Cesar que se previniese de los idus de marzo. Éste hizo caso omiso, y aunque Roma no paga traidores, el 15 de marzo del año 44 antes de Cristo, se congregaron todos a las puertas del Senado, para asesinarle.

Este dramático hecho llamó la atención en la antigüedad, en el sentido de que marzo recibe su nombre en honor al violento dios de la guerra, Marte. Desde entonces, todos fueron más conscientes de ello, y guardaron la prudencia de la que no hizo gala Julio Cesar.

Y ahora, que los católicos están recordando la crucifixión de Jesús, cabe apuntar también que dicho acontecimiento pudo darse en otro mes de marzo. Aunque existen dudas al respecto, pues hay quien opina también que fue en abril.

En cualquier caso, tras los dramáticos acontecimientos que acaban de darse durante el actual mes de marzo, en Turquía y Bélgica, me ha venido a la mente este anónimo adivino de la antigua Roma, del que nada se sabe, salvo que quiso ayudar a Julio Cesar. Si lo hubiese logrado, el destino de Roma hubiese sido otro, ¿quién sabe?

Y esto me ha llevado a pensar en los acontecimientos que se han dado en marzo, durante los últimos años. Por supuesto, no siempre se dan sucesos violentos a destacar en dicho mes de marzo. Pero me llama la atención que, especialmente desde la vigencia de la actual cuadratura Urano-Plutón, marzo suele ser un mes complicado. Ahí van algunos datos…

    • 24 de marzo de 1976, golpe de estado en la Argentina. Inicio de una dictadura sangrienta y represiva. 
    • 20 de marzo del 2003, inicio de la Invasión de Irak. George W. Bush, con el pretexto de buscar armas de destrucción masiva, inicia una guerra que desestabilizaría Oriente Medio, aun en nuestros días.
    • 11 de marzo del 2004, el 11M. Creo que sobran las explicaciones.
    • 11 de marzo del 2011, otro 11 de marzo. En Japón un terremoto provoca un tsunami, y varias centrales nucleares sufren daños. Un terremoto de magnitud 9. El más grave registrado hasta la fecha en Japón.
    • 24 de marzo del 2015, la noticia de que el copiloto de un avión comercial lo hace impactar sobre los Alpes, impactó al mundo entero.
  • 22 de marzo del actual año 2016, Bruselas. Sobran también los comentarios. 

Seguramente puedan añadirse más fechas, no lo analicé en profundidad. Pero creo que a algo así podía referirse Shakespeare cuando escribió en su Julio Cesar aquello de «¡Cuídate de los idus de marzo!».

Otra cuestión interesante es que otros meses parecen decantarse por otra serie de acontecimientos. Por ejemplo, ¿es casualidad que las grandes crisis en los mercados financieros suelan darse en octubre? La crisis actual, por ejemplo, se inicio sobre el mes de octubre del 2008. Pero en este mismo sentido, podría mencionarse también la crisis del petróleo de 1973, o la del crack del 29.

Esto tampoco quiere decir, evidentemente, que todos los meses de octubre vaya a darse una crisis económica. Pero sugiere como una tendencia natural en determinadas épocas, para determinadas cosas. Un poco como sucede en el campo, con las cosechas. O si lo prefieren, en la vida de las personas también suele darse un tiempo más propicio para cada cosa. 

Un Imperio cae cada 129 años

EnglishEnglish version in pdf

 

En varios blogs, libros, etc., me he tropezado con un curioso ciclo de 129 años que afecta a Napoleón Bonaparte y a Adolf Hitler. Lo resumiré de este modo: 

Napoleón Bonaparte

Napoleón Bonaparte

 

1804, Napoleón llega al poder → 1933, Hitler llega al poder

1809, Napoleón en Viena → 1938, Hitler en Viena

1812, Napoleón invade Rusia → 1941, Hitler invade la URSS

1815, Napoleón es derrotado → 1945, Hitler es derrotado 

 

Adolf Hitler

Adolf Hitler

 

Como pueden observar, en todas estas fechas hay una separación de 129 años. Salvo en la última, que es de 130 años. Y los acontecimientos separados por 129 o 130 años son, a su vez, muy similares.

Además, la Revolución Francesa de 1789, que es el caldo de cultivo desde donde emerge la figura de Napoleón, se da 129 años antes de la derrota de Alemania en la I Guerra Mundial, en 1918. Que es a su vez, el caldo de cultivo desde donde emerge la figura de Hitler.

 

LOS APOCALÍPTICOS VUELVEN A LA CARGA.-

Por supuesto, a partir de esto, los mismos de siempre, los que creen ver el fin del mundo en cada cosa que observan, han deducido de esto cosas tan apocalípticas como la llegada del anticristo en el año 2062… como son estos chiquillos.

Lo que creo que se les ha escapado, con sus medievales deducciones, es que el caldo de cultivo de ese supuesto anticristo podría aparecer sobre el año 2047. Es decir, 129 años después del fin de la I Guerra Mundial. Aunque si una cosa tengo clara, es que no habrá ningún anticristo. Lo que habrá detrás de este ciclo será, como siempre, un hombre. Diría que hasta un hombre corriente. Pero que por un destino manifiesto se convertirá en el hombre más poderoso del país más poderoso del momento. Y su imperio, sobre los años 60 y 70 de este siglo, se tambaleará, o incluso podría ser derrotado.

Puntualizar que en esta ocasión, claro está, podría tratarse de una mujer. Pero ¿por qué no apuesto claramente por la derrota del imperio del año 2062?

 

ANTES DE NAPOLEÓN.-

Pues porque me he tomado la molestia de hacer algo que, curiosamente, creo que a nadie más se le ha ocurrido: seguir restando 129 años después de Napoleón. Y con lo que me he encontrado es con Luis XIV, el “Rey Sol” para los amigos; y con el emperador Carlos V (Carlos I en España), para los amigos, simplemente “el César”. Concretamente con las fechas en que sus imperios empezaban a tambalearse al llegar a su máxima expresión.

Quizás las fechas son más flexibles, que en el caso de la comparación entre Napoleón y Hitler. Pero al restar 129 a 1804 llegamos al año 1675, en mitad de la Guerra Franco-Holandesa, con la cual, Francia alcanzó su apogeo en Europa, al mismo tiempo que lograba expandirse en territorios de ultramar. Pero poco tiempo después empieza a hacerse evidente que se había llegado a un máximo. Con la Guerra de los Nueve años, iniciada en 1688, Francia empieza a perder territorios e influencia. 

Luis XIV

Luis XIV

 

Es decir, 12 años después de 1675 las cosas empeoran. Como 12 años después de la llegada de Hitler al poder, éste es derrotado. Empezando los problemas para Hitler 8 años después de su llegada al poder, cuando la II Guerra Mundial empezó a complicarse para sus intereses. Pero en este caso, como digo, no supone el fin del imperio francés.

Parece interesante añadir también que en el año 1683 los turcos asedian Viena. Lo cual, de alguna forma favoreció al rey francés en su rivalidad con los Habsburgo. Aunque en este caso, la anexión de Austria no se da 5 años más tarde, como ocurre con Napoleón y con Hitler, sino 8.

Como también es interesante añadir que en 1660, 129 años antes de la Revolución Francesa, el caldo de cultivo de Napoleón, se dio la Restauración de la Monarquía en Inglaterra, tras un periodo rebublicano. Esto, a su vez, dada la rivalidad entre la corona británica y la francesa, puede entenderse como el caldo de cultivo de todos los acontecimientos señalados en relación con Luis XIV.

Pero sigamos. Si restamos 129 a 1675, y si las matemáticas no me fallan, llegamos al año 1546. En ese año el emperador Carlos V entraba en guerra con los protestantes luteranos, y los derrotaría un año más tarde. Sin embargo, el emperador no lograría hacer arraigar la unificación de la cristiandad, tal como hubiese deseado. Y 8 años más tarde, en 1555, se vio obligado a reconocer la libertad de culto en los territorios germanos. Pudiendo elegir sus habitantes entre el catolicismo o el luteranismo. De nuevo, nos encontramos que 8 años después de que el imperio en cuestión llegue a su máximo, aparecen los problemas, y el imperio empieza a tambalearse. 

Carlos I (España) - Carlos V (Alemania)

Carlos I (España) – Carlos V (Alemania)

 

En 1556, el Emperador Carlos V, cuyo imperio se extendía por buena parte de Europa y de América, con posesiones también en África y Asia, el hombre más poderoso del mundo, se retira al Monasterio de Yuste, en Extremadura, aquejado de diversas dolencias físicas. Pero quizás la mayor de sus dolencias era espiritual. Quizás entonces pidiese perdón con humildad por las guerras que tuvo que dirigir, o por no haber logrado la unidad de la cristiandad. Tal vez reflexionase entonces sobre cuál sería el destino de Europa en los siglos venideros, esa Europa que le había sido imposible unificar. Tomando conciencia de que un nuevo imperio de estilo romano se antojaba ya imposible, que ibamos hacia una Europa de naciones-estado, donde en las siguientes décadas España debería jugar un papel decisivo. Pero que la unión de Europa no podía surgir ya desde la guerra, sino desde la paz. 

Anotar también que si restamos 129 al año 1660, al que habíamos llegado restando 129 a 1789 (Revolución Francesa), llegamos hasta el año 1531, en el que una guerra civil en el Imperio Inca, facilita las conquistas españolas en América. En definitiva, hace aparecer el Imperio Español. El gran valedor de la fe católica, ante la aparición de Lutero y la posterior división de la cristiandad. Un Lutero que, en esa época, trabajaba en una biblia escrita en alemán. Todo ello conformó el caldo de cultivo de lo que vendría después.

Decir también que en 1529 se dio el primer asedio del Imperio Otomano sobre la ciudad de Viena. Aunque en este caso, la anexión de Austria se dio bastante antes del año 1546.

 

EL FUTURO.-

Y ahora sí, una vez nos hemos adentrado un poco más en el pasado con este ciclo, pienso que podemos llegar a conclusiones más interesantes. O al menos, un poco más serias que soltar esa cosa del anticristo.

En primer lugar, podemos llegar a la conclusión de que la raíz de lo que quiera que vaya a ocurrir en los años 60 y 70 de este siglo, la encontraremos sobre el año 2047. Que un país llegará al máximo de su influencia sobre el año 2062. Y que 8 años más tarde, sobre el 2070 empezaría su declive, o incluso su derrota, como en los dos casos más recientes. Derrota o declive que se haría más evidente aun sobre el año 2074, 12 años más tarde del año 2062.

Si, ya sé que algunos estáis pensando en el fin de los Estados Unidos, del capitalismo, y de todas esas ideas que están tan de moda. Pero si no nos dejamos llevar por nuestros deseos, caeremos en la cuenta de que este ciclo parece afectar especialmente a Europa. Para ser más concretos, especialmente a países como Francia, Alemania, Austria o Turquía, y también a España o al Reino Unido. Por tanto, casi se me antoja más lógico pensar en un hipotético Estados Unidos de Europa. Nuevo imperio que encontraría quizás sus raíces sobre el año 2047, y que sobre el 2062 sería una realidad. Alcanzando en ese momento su etapa más expansiva y exitosa. No obstante, esa “Super-Europa” del futuro, podría verse obligada a afrontar situaciones más complejas en años como el 2070 o el 2074.

Aunque todo esto se me antoja tan lejano, que lo vamos a dejar aquí. Además, no tengo demasiado claro que vuestro interés por mis teorías sea real, cuando a nadie le interesan los pdf que pueden ayudarme a continuar con este proyecto:

http://acuario.ultimatefreehost.in/leermas.php?isbn=1&cat=Astrologia

http://acuario.ultimatefreehost.in/leermas.php?isbn=2&cat=Astrologia

¿Continuará?… With a little help of my friends

La Música al Son de Urano-Neptuno

Oswald Spengler pensaba que la mayor manifestación artística de la cultura occidental se daba a través de la música. Y que la música occidental había alcanzado su máximo con el Tristán e Isolda de Wagner.

Richard Wagner

Richard Wagner

Muchos objetarán que su grupo preferido debería encontrarse en esa posición privilegiada, en la historia de la música occidental. Personalmente, apostaría por el sonido intimista y vulnerable de Miles Davis. No se me ocurre nada más sublime. Aunque supongo que Spengler vería en eso una clara manifestación de la decadencia occidental.

Así y todo, el jazz surge en norteamérica con la oposición entre Urano y Neptuno a principios del siglo XX. Y llegaría a su máximo, en mi opinión, con el sextil Urano-Neptuno de los años 60. Pero quizás me estoy adelantando…

 

URANO SEXTIL NEPTUNO.-

Al leer la idea de Spengler, muy alemana, de que la música había llegado a su máxima expresión con Wagner, recordé el paralelismo que creí encontrar entre los Beatles y el sextil Urano-Neptuno de los años 60. Y entonces investigué sobre en qué época irrumpió la música de Wagner. Curiosamente lo hizo a mediados del siglo XIX, coincidiendo con otro sextil entre Urano y Neptuno. Es decir, en ambos casos, tanto en los creativos años 60 del siglo XX, como en los románticos años 50-60 del XIX, nos encontramos con un sextil Urano-Neptuno.

El siguiente nombre que me vino instintivamente a la mente fue el de Mozart. Investigando un poco sobre el genial compositor austríaco, leí que poco tiempo después de su muerte, en diciembre de 1791, como por desgracia suele suceder, es cuando realmente se popularizó su música. Y es curioso, porque en el momento de su muerte empezaba a formarse en los cielos un sextil Urano-Neptuno.

Wolfgang Amadeus Mozart

Wolfgang Amadeus Mozart

Nuevamente un sextil. ¿Pero por qué precisamente en la fase de sextil del ciclo Urano-Neptuno aparecían figuras tan importantes en el mundo de la música? Para esto no tengo ninguna respuesta. Lo que si puedo decir es que la conjunción también parece tener su importancia.

 

CONJUNCIÓN URANO-NEPTUNO.-

El momento de máxima influencia de Beethoven pienso que podría situarse sobre el año 1823, al componer su Novena Sinfonía. Y esto coincidió con una conjunción entre Urano y Neptuno. 

Ludwig Van Beethoven

Ludwig Van Beethoven

La siguiente conjunción entre ambos planetas se dio en el siglo XX. Entre finales de los años 80 y principios de los 90. La época que precede a la popularización de internet, que significaría una crisis para la industría musical. Pero en los años 80, dicha industria creo que podemos decir que vivía su época dorada. Época de videoclips, de records de ventas, de tiendas de discos, de multitud de grupos, de actuaciones, festivales, etc. De la aparición de nuevas músicas como la electrónica, la house, la dance, etc. 

 

EL FUTURO.-

Como digo, todo eso parece haber ido a menos con la aparición de internet, que ha facilitado el llamado “pirateo”. Sin embargo, no sé cómo sucederá, pero si tenemos en cuenta lo sucedido con el ciclo Urano-Neptuno en el pasado, parece lógico esperar que se pueda dar un nuevo momento dulce para la música, con el próximo sextil entre Urano y Neptuno. Sextil que se formará sobre el año 2030. Entre finales de los años 20, y principios de los años 30, del presente siglo XXI.

¿Aparecerá entonces un Wagner de la música electrónica?. Tal vez, ¿una nueva versión futurista del jazz?

En cualquier caso, para intentar llegar a mayores conclusiones habría que analizar bien todo el ciclo Urano-Neptuno. ¿Qué ocurre con los trígonos o con las cuadraturas? Si diré que, como dije al principio, la última oposición la asocio a la aparición del jazz. No obstante, espero que estas pinceladas os hayan resultado interesantes.

Resultados electorales que se repiten

En marzo publiqué una entrada en la que, en base a la cuadratura Urano-Plutón, me pareció detectar situaciones más o menos parecidas, entre el momento político actual en España, y el que se dio en los años 30. La conclusión a la que llegué con todo esto es que el PSOE ganaría las próximas elecciones generales, que el PP sería la segunda fuerza política, Podemos la tercera, y Ciudadanos la cuarta. Y que además, podría darse un pacto entre PSOE, Podemos, y otras fuerzas de izquierda. Ya que las fuerzas de izquierda formaron el llamado Frente Popular en los años 30.

Actualmente, las encuestas insisten en situar al PP en primer lugar. Pero pronto podremos hacernos una idea más clara, con las elecciones municipales del próximo 24 de mayo. No he encontrado el resultado de elecciones municipales sobre el año 35. Pero creo que ese día 24 podremos empezar a comprender qué resulta más útil para adelantarse al resultado de unas elecciones como las próximas generales en España: ¿las encuestas, o la astrología en combinación con la historia?

 

REINO UNIDO.-

Pero hace tiempo que me rondaba la idea de que esto podría extrapolarse a otras elecciones, en otros países. Y cuando me enteré de que el jueves pasado se celebraban elecciones generales en el Reino Unido, hice mi pronóstico en facebook basándome en lo sucedido en 1935. Lo hice rápidamente en las redes sociales, porque fue en la noche anterior cuando me enteré de que se celebraban estas elecciones.

La cuestión es que el resultado fue la victoria del Partido Conservador, como sucedió en 1935. Y que, como entonces, se venía de una coalición entre conservadores y liberales. Las encuestas, como habrán leído en la prensa, se equivocaron, pues hablaban de un empate técnico que no se produjo ni de lejos.

Pero se dio una diferencia en comparación con 1935, la tercera fuerza no ha sido el Partido Liberal, sino el Partido Nacional Escocés. En los años 30, el independentismo escocés era muy minoritario. Situación que ha cambiado a partir de los años 70. Por lo que entonces no pudo tener la repercusión que ha tenido ahora.

Creo que esto nos demuestra que ninguna teoría es 100% efectiva. Siempre se nos escapará algo. Pero en lo importante, considero que esta teoría si que lo es. Al fin y al cabo, los conservadores han ganado las elecciones.

 

POLONIA.-

Este pasado fin de semana, además, se ha celebrado la primera vuelta en las elecciones generales de Polonia. Y eso me permitió publicar un nuevo pronóstico en facebook, basándome de nuevo en lo sucedido en 1935.

En dicho año 35, la muerte de Pilsudski, supuso un cambio que facilitó a los más conservadores llegar al poder. Pilsudski, por lo que he investigado, era de centro-derecha, con un pasado socialista. En la actualidad, el Presidente Bronislaw Komorowski es de centro-derecha, y en el pasado formó parte del sindicato Solidaridad. Por tanto, mi pronóstico fue que su rival con más posibilidades, Andrezj Duda, ultraconservador, ganaría las elecciones. Y de momento, tras celebrarse la primera vuelta, el Sr. Duda es el más votado. El domingo 24 saldremos de dudas.

 

ESTADOS UNIDOS.-

Pero como sé que me preguntaréis por los Estados Unidos, el vencedor en las elecciones presidenciales del año 1936, fue el Partido Demócrata de Franklin D. Roosevelt. Por lo que considero que, en el año 2016, el vencedor de las elecciones presidenciales volverá a ser el Partido Demócrata, sea cual sea finalmente su candidato, o candidata.

 

FRANCIA.-

Una cuestión que creo también interesante comentar es que en 1932, Monsieur Albert Lebrun, que políticamente se le considera de izquierda moderada, es elegido Presidente de la Tercera República Francesa. Cargo que ocuparía hasta 1940, con la ocupación de la Alemania Nazi, y la creación del Régimen de Vichy de Philippe Pétain, que colaboraría con los nazis.

En la actualidad, François Hollande ocupa su cargo como Presidente de la Quinta República Francesa. Por lo que si, como se prevé, en el año 2017 deja de serlo, en base a las situaciones parecidas que estamos planteando aquí entre el momento actual y los años 30, ¿puede entenderse que le sucederá la Presidenta del Frente Nacional, Marine Le Pen? Aunque creo que esta teoría encajaría mejor si las elecciones fuesen en el año 2020.

 

CONCLUSIÓN.-

A la conclusión que llego es a la misma a la que parece ser que llegó el historiador británico Arnold J. Toynbee. Pues afirman que decía que “La historia no es una maldita cosa tras otra”. Pues si todo esto es cierto, el voto quizás no sea algo tan libre y tan secreto como nos gusta pensar. 

elecciones

Cómo interpretar una carta astral

Mi método de interpretación, a nivel de cartas natales, está pensado PARA LAS PERSONAS QUE YA TIENEN UNA IDEA SOBRE ASTROLOGÍA. Que tienen una base. Y que por lo tanto, ya saben cómo levantar una carta astral, o cómo calcular los tránsitos. Pero creo interesante aportar la óptica interpretativa que expongo en mi trabajo, porque la encuentro a faltar en los libros de astrología, en las conferencias sobre el tema, en artículos y revistas especializadas, etc. Que yo sepa, nadie habla del método que explico en dicho trabajo. Lo cual no significa necesariamente que otras personas no lo conozcan. Pero da la sensación de que existe como una especie de secretismo al respecto. Sólo eso, en mi opinión, puede explicar el que nadie hable de lo que expongo en mi texto. Ni siquiera poniéndole un precio. Es un secretismo que me gustaría empezar a romper. ¿Quién sabe?

Mi signo solar es el de Géminis. Quizás por ello es por lo que estoy convencido de que, mediante el intercambio de ideas, es la única forma con la que se puede hacer avanzar y crecer, realmente, una técnica o conocimiento. Cualquiera que ésta sea.

Si cada uno de los interesados por este tema, nos encerramos en nuestras trincheras, en nuestros cuarteles de invierno, en nuestros planteamientos propios, quizás por miedo a que se apropian de nuestras ideas y de nuestro mérito, o por las razones que sean, pienso, y es sólo mi opinión, que con esta forma de actuar la astrología no llegará nunca a ninguna parte. Incluso es posible pensar que si esto es así, y además le sumamos la persecución religiosa y científica que existe sobre ella, al final, acabe por significar su último momento de decadencia. Su irremediable acto final.

En cualquier caso, no os preocupéis, vuestrosecretoestá a buen recaudo. Lo más probable es que nadie se interese por lo que tenga que contar. Si acaso, una o dos personas. Tres a lo sumo. Son muy pocos los realmente interesados por mis ideas. Pero lo importante es que el lector de este trabajo, como aficionado al tema, estoy convencido de que disfrutará con lo que se va a encontrar, y que le resultará interesante.

Aunque también pienso que es una lástima que a la gente no le lleguen estas ideas. De alguna forma, igual es una exageración por mi parte, me da la impresión que se les priva de algo que en realidad les pertenece. Es como si ciertas autoridades, y es una impresión muy personal, hubiesen decidido por ellos.

Y es que, son cuestiones altamente sensibles, que el común de los mortales debe de ignorar, “por su bien”. En mi trabajo expongo el método que aplico para averiguar, a través de la carta astral, qué es lo que mueve a una persona, qué es lo que le hace sufrir realmente, sus puntos débiles, sus problemas más importantes, lo que tendrá que trabajar más para avanzar en su evolución. En definitiva, el método aplicado intenta vislumbrar cuál es el destino, la tarea a realizar, y los momentos más importantes. 

Carta Astral

Pero para aplicar este método, conviene tener una base, y tener claros algunos conceptos. Por eso doy también unas nociones sobre dichos conceptos en varios capítulos de este trabajo. Aunque parta de la base de que el lector ya está familiarizado con la astrología. Porque con frecuencia, los aficionados traen consigo una base con ideas confusas y contradictorias. Así que hablo también del significado de Casas, signos o planetas. Aporto también varios ejemplos, para intentar ilustrarlo todo lo mejor posible. Y además del “método”, hablo también de otros conceptos de los que no se habla demasiado.

Si le interesan mis ideas, le invito a ayudarme a que pueda mantener mis espacios en internet mediante un donativo. Donativo que podrá realizar en cualquiera de estas direcciones:

http://astromundial.hol.es/donativos.php

http://anunciosdeastromundial.blogspot.com.es/2013/07/donativos.html

Si su donativo es de 20 o más euros, y me facilita un correo electrónico, le enviaré un pdf con mi método para interpretar una carta natal. Puede solicitarme más información en astromundial@gmail.com

Del 10 al 20, la década clave de cada siglo

Aun no había escrito nada en lo que va de año, pero es un placer poder encontrar un hueco para una nueva entrada. Voy a seguir con algo que viene interesándome en los últimos meses, y a lo que le he dedicado las últimas entradas de este blog: los ciclos que se repiten en la historia. A alguno de estos ciclos, como el de las crisis en España cada 40 años aproximadamente, desde principios del siglo XIX, parece corresponderle un ciclo astrológico. En este caso, comenté que lo relacionaba con las conjunciones y oposiciones Urano-Urano. Con otros, sin embargo, no encuentro paralelismos en lo astrológico, como en el de la aparición de un político llamado Pablo Iglesias con cada inicio de siglo. También desde el siglo XIX.

Quizás otras personas sepan ver las correspondencias astrológicas en este último caso. Pero aunque no existan, no deja de ser un hecho fascinante para cualquier persona interesada por los ciclos y los misterios. Como presumo que sucede con los lectores de este blog. Así que hoy os hablaré de un nuevo ciclo centenario, que he creído observar en cada uno de los siglos que he analizado. Por el cual se deduce que, del año 10 al año 20, siempre nos encontramos con la década más decisiva del siglo. Y de la que dependerá su devenir posterior.

Soy consciente de que algunas personas encontrarán esta interpretación un tanto subjetiva, y alegarán, y con razón, que en todas las décadas se dan acontecimientos importantes que influyen en las posteriores. De hecho, no pensaba publicar estas ideas. Pero algún que otro comentario, en público y en privado, sobre mis últimas entradas, me ha hecho venirme arriba. Por lo que confío comprendan y sepan disculpar mi osadía.

Pero antes de descartar mi teoría, les ruego unos minutos de su tiempo para analizar los hechos históricos en los que me baso. Y después juzguen ustedes mismos si merecen estas ideas alguna consideración, o si por el contrario creen más conveniente la urgencia de ingresarme en alguna institución mental…

SIGLO XIV.-

Este análisis empieza por el siglo XIV no por casualidad. Personalmente es una época que me resulta fascinante. En primer lugar, comentar que entre 1315 y 1317 se inició un cambio climático que duraría hasta mediados del XIX: “La Pequeña Edad de Hielo”. Si, ya sé que no habían coches ni polución por aquel entonces… pero no voy a meterme en ese jardín. Sólo comentar que eso perjudicó las cosechas y que causó hambrunas. De hecho, los historiadores hablan de la Gran Hambruna de 1315-1317, que marcó el inicio de una crisis demográfica que sería agravada con la famosa pandemia de peste bubónica, a mediados del siglo XIV.

En lo político, sin duda, el acontecimiento más importante durante la década del 1310 al 1320 fue la persecución de los templarios por parte del Rey de Francia, Felipe el Hermoso, y del Papa Clemente V. Persecución que terminaría con la quema en la hoguera del Gran Maestre de la Orden del Temple, Jacques Bernard de Molay, en 1314. Hace ya 700 años.

Los cronistas de la época contaron que Jacques Bernard de Molay lanzó la siguiente maldición contra sus captores:

«Dios sabe quién se equivoca y ha pecado, y la desgracia se abatirá pronto sobre aquellos que nos han condenado sin razón. Dios vengará nuestra muerte. Señor, sabed que, en verdad, todos aquellos que nos son contrarios, por nosotros van a sufrir.” “Clemente, y tú también Felipe, traidores a la palabra dada, ¡os emplazo a los dos ante el Tribunal de Dios!… A ti, Clemente, antes de cuarenta días, y a ti, Felipe, dentro de este año…»

Casualidad o no, lo cierto es que, en ese mismo año de 1314, fallecería el Rey Felipe IV y el Papa Clemente V. Y además, la familia del Rey de Francia, la dinastía de los Capetos, pareció entrar en desgracia a partir de ese momento. Hasta que 14 años después de 1314, el trono de Francia quedo vacante, sin heredero claro. Entonces, se dieron dos nombres, dos pretendientes. Uno de ellos, apoyado por Inglaterra. Lo que al final, derivo en la guerra más larga de la historia. Tanto es así, que se la conoce como la Guerra de los Cien Años.

En otro orden de cosas, ya he mencionado al principio la famosa pandemia de peste negra a mediados del XIV. Es difícil saber la fecha en que realmente se inició esta pandemia. En alguna parte he leído que pudo iniciarse entre los años 20 y 30. Pero tal vez fuese antes, por lo que encajaría mejor con mi teoría de que la década del año 10 al 20 suele ser trascendental en todos los siglos. En cualquier caso, los primeros años de la década del 20, pienso que también parecen tener su importancia.

En resumen, la suma de todos estos factores, cambios climáticos, hambrunas, pandemias, crisis políticas, dieron pie a una crisis de valores, a un replanteárselo todo. A poner en duda, por ejemplo, la autoridad moral de la Iglesia, o la del Señor feudal. No en vano, los historiadores hablan de la Crisis del Siglo XIV, que significaría la transición entre la Edad Media y la Edad Moderna. Y creo que es importante analizar esta etapa de la historia humana. Pues parece, al menos en mi opinión, que pueden encontrarse paralelismos con el momento actual. Y todos esos cambios parecen iniciarse en la década del 10 al 20.

SIGLO XV.-

Pero sigamos. En el otoño de 1415, la Guerra de los Cien años dio un giro inesperado, que marcaría durante décadas el conflicto. Los ingleses se hicieron con la mitad del territorio francés, como consecuencia de la Batalla de Azincourt. Y como posterior consecuencia de estos acontecimientos, más tarde, entraría en escena Juana de Arco. Pero esto ya es otra historia.

La idea que quiero reflejar es que lo sucedido entre el año 10 y el 20, por algún motivo que se me escapa, marca profundamente el devenir de las décadas siguientes. Aunque se me podría poner el pero de que me centro mucho en la historia occidental. Pero es que es la que mejor conozco, y tampoco soy historiador. Sólo un humilde bloguero, que hace lo que buenamente puede.

SIGLO XVI.-

En la década del 10 al 20, durante el siglo XVI, nos encontramos con el momento en que el Imperio Otomano alcanza su máximo grado de expansión. Esto significó que los países de la cristiandad europea viesen cortados sus intercambios comerciales con el lejano Oriente. Con sus especias, telas, metales preciosos, etc. Países como Portugal, optaron entonces por seguir manteniendo estos contactos comerciales utilizando una ruta marítima que bordeaba todo el continente africano, hasta llegar así a la India.

En el caso de España, algunos exploradores, al mando de Cristobal Colón, se aventuraron a atravesar el Océano Atlántico, sin saber muy bien con qué se encontrarían, con la esperanza de llegar a través de esta ruta hasta China o la India. Otros, afirman que Colón sabía muy bien lo que hacía. La cuestión es que, estas exploraciones, darían pie al inicio de la conquista de Cuba en 1511, o la de México en 1519. Es decir, a la colonización de América por parte de los europeos. Algo que, casualmente, se inició en la década del 10 al 20 del siglo XVI. En las siguientes décadas se dio también la conquista del Perú.

En fin, no parece exagerado afirmar que estos acontecimientos marcaron la marcha de las décadas posteriores. Por no decir los siglos posteriores.

SIGLO XVII.-

Si aun no os convence demasiado la idea, pasamos a analizar el siglo XVII. En 1618 se inició la conocida como Guerra de los Treinta Años. Entre las causas de este conflicto hay que mencionar la religión, debido a la división que surgió entre católicos y protestantes.

Cuestiones como las pandemias de peste en siglos anteriores, hicieron a muchos plantearse la autoridad de la Iglesia… ¿por qué permitía Dios tanto sufrimiento?, ¿por qué los rezos y las plegarías no servían para nada? De este tipo de interrogantes fueron surgiendo nuevas propuestas religiosas, que invitaban a otras interpretaciones. Interpretaciones que tuvieron más éxito en los países del norte de Europa.

Quizás lo he resumido de una forma muy sencilla, pero el resultado, para variar, fue la guerra. Guerra que se inició, como no, en la década del 10 al 20 del siglo en cuestión. Y que marcaría el destino de Europa en las décadas y siglos posteriores.

Es también el siglo en que Galileo Galilei observó el firmamento a través de su telescopio. Claro está, esto ocurrió en la década del 10 al 20. No en vano, el XVI es conocido como el “siglo de la física”. Por la influencia de Galilei, que posteriormente también influiría en Isaac Newton. Décadas más tarde.

Comentar también que 1618 fue un momento muy importante en la lejana China. Los Manchúes iniciaron la conquista de dicho país, con dimensiones continentales, hasta el punto de poner fin a la Dinastía Ming. Los Manchúes fundaron entonces la Dinastía Qing, que gobernaría China hasta el año 1911.

SIGLO XVIII.-

En el siglo XVIII el acontecimiento político más importante, en mi opinión, fue la Guerra de Sucesión en España. Que concluiría con la llegada de los Borbones a nuestro país. En detrimento de los Habsburgo. El juego de alianzas geopolíticas varió a partir de ese momento, marcando el destino de Europa en las décadas y siglos posteriores.

Últimamente se habla mucho en Cataluña de este conflicto, y de los acontecimientos en 1714, ya que las visiones más nacionalistas interpretan que Cataluña luchaba por su independencia, al defender a los Habsburgo que luchaban por mantener la corona de España en su poder. Es una curiosa interpretación, a mi juicio, pero tampoco voy a entrar hoy en este jardín.

Una de las consecuencias del Tratado de Utrecht, que puso fin a la Guerra de Sucesión, fue el que se liberalizó las relaciones comerciales a nivel internacional. Inglaterra, Holanda, y otros países europeos pudieron comerciar así con la América española. Inglaterra empezó entonces a construir una importante flota naval con la que mantener sus colonias de ultramar, y sus contactos comerciales. Todo lo cual, favoreció el inicio de la Revolución Industrial, a mediados del XVIII. Por tanto, de nuevo, un acontecimiento entre el año 10 y el 20 de este siglo, marcó el devenir durante el resto de la centuria.

SIGLO XIX.-

A poco que se sepa de historia, creo que el que más y el que menos habrá oído hablar de Napoleón o de Simón Bolívar. Personajes históricos que tuvieron un gran protagonismo en la década 1810-20. Y que favorecieron el nacimiento de muchas naciones en Hispanoamérica, o la adopción de los valores de la Revolución Francesa.

En fin, creo que tampoco es necesario extenderse mucho más. Y que es más que evidente que se trató de la década más importante del siglo XIX, y que influyó en gran medida en su evolución posterior.

SIGLO XX.-

Y así llegamos al siglo XX cambalache, problemático y febril. Y supongo que también habréis oído hablar de la I Guerra Mundial, entre 1914 y 1918. Guerra que empezó a significar el fin de la etapa colonial europea, y la irrupción de una nueva gran potencia en la escena internacional, los Estados Unidos de América. Una guerra que, por decirlo así, al cerrarse en falso, terminaría por desembocar en la II Guerra Mundial, dos décadas más tarde.

La otra gran potencia del siglo XX, la Unión Soviética, empezó a configurarse con la Revolución de Octubre, en 1917. Revolución que derivaría en el bloque comunista, durante la Guerra Fría, décadas más tarde.

CONCLUSIÓN FINAL.-

La conclusión final no puede ser otra más que parece evidente que la actual situación de crisis económica, o la situación explosiva en Oriente Medio, parecen querer confirmar la idea de que estamos en una fase decisiva. Y que por tanto, lo que quiera que ocurra en los próximos años marcará el destino del siglo XXI.

Si esto es así, el desarrollo tecnológico actual podría marcar toda una época de avances asombrosos. De hecho, ya se utilizan términos como “Revolución Tecnológica”, o “Revolución en las Telecomunicaciones”. Y por otra parte, las tensiones en Oriente Medio, o en el Magreb, con el islamismo más radical, ser el germen de los conflictos futuros. Espero equivocarme en esto último.

En definitiva, quizás el 2020 marque el inicio de un nuevo paradigma… 

2020

Nuevas teorías sobre el tiempo en el 2015/16

viajes-en-el-tiempo

Esta entrada puede considerarse como continuación de la anterior, en la que especulaba con la posibilidad de que el trígono entre Júpiter y Urano del próximo año 2015 se traduzca en nuevos e interesantes avances a nivel científico. Sobre todo hablé de avances en el campo de la informática. Pero a este respecto, me dejé un tema en el tintero. Lo hice adrede, porque el tema es muy sugerente, y pienso que merecía un nuevo post en el que abordarlo de forma protagonista.

El hecho de que al ciclo entre Júpiter y Urano se le relacione con los descubrimientos y los progresos a nivel científico, no parece una mera casualidad. Pensemos que a Júpiter se le asocia con un carácter explorador, viajero, buscador. Personas a las que debido a su carácter optimista, les puede gustar adentrarse en nuevos horizontes. Nuevos horizontes de los que habla, sobre todo, Urano. Porque a Urano se le relaciona con la ciencia, la tecnología, y con todo lo que huela a futuro. Es por tanto, un aspecto que parece querer sugerir el alegre (Júpiter) grito de ¡Eureka!, con el que se asocia a los descubrimientos científicos (Urano).

Y esta alegría del logro, en lo científico y/o en lo tecnológico, parece expresarse con especial claridad en las conjunciones del ciclo. Alegría que se sigue desarrollando posteriormente, en las siguientes fases del ciclo. Incluso en los aspectos que anteceden a la conjunción. Pero diría que la conjunción suele ser un momento clave que indica, por decirlo así, por dónde irán las cosas en los años siguientes, hasta la próxima conjunción, con la que se inicia un nuevo ciclo.

Así, por ejemplo, parece evidente que la conjunción del año 1969 tiene relación con la Llegada del Hombre a la Luna. Al menos, para este modesto bloguero. Y que años antes, y en los posteriores, se dieron muchos avances en relación con la carrera espacial, con la exploración del espacio, etc.

 

2010.-

¿Y qué ocurrió en la última conjunción entre Júpiter y Urano? Bien, eso nos traslada hasta el año 2010. Y desde luego, a nivel científico, creo que no exagero si afirmo que la gran noticia de aquel año fue el anuncio del CERN, acerca del gran colisionador de hadrones, y de su experimento recreando la explosión del Big Bang.

Algunos vieron en esto su anhelado y querido fin de los tiempos. En el mundo de la astrología, por ejemplo, creo recordar que hubo quien dijo que las aspectos tensos que presidían los cielos en aquel momento lo confirmaban. Igual fue algo que soñé, pero diría que afirmaban que, o el gran colisionador de hadrones acababa con la vida en la Tierra, o lo harían los misiles de las grandes potencias, o algún otro tipo de gran catástrofe… en fin.

Pero siguiendo con lo nuestro, los experimentos del CERN sobre esa época tuvieron una curiosa consecuencia, que nos anunciaron en el 2011. Después de mucho experimentar en los meses precedentes… ¿se acuerdan de los neutrinos que viajaban a una velocidad superior a la de la luz? Eso nos hizo soñar a muchos en que los viajes en el tiempo eran realmente posibles. Y no solo un bello y clásico argumento de la ciencia ficción.

Se nos dijo que se había llegado a esta conclusión mediante varios experimentos. Pero fue anunciarlo, y desmentirlo al poco tiempo. Como con prisas, pero disimulando… Bueno, esta bien, reconozco que es sólo la impresión de alguien que se resiste a abandonar tan descabellada idea. Pero, por otra parte, hay muchos científicos que han teorizado, y siguen haciéndolo, sobre este tema.

Parece pues interesante hacer un breve repaso de estos científicos y de sus investigaciones, comparándolo con el ciclo Júpiter-Urano. No obstante, antes quería apuntar también que en el año 2013, con Júpiter formando un armónico sextil con Urano, los científicos (otra vez del CERN, curiosa coincidencia) hicieron un nuevo anuncio: confirmaron la existencia del Bosón de Higgs, también conocido como “la partícula de Diós”. No me pregunten de qué va esta historia del famoso Bosón de Higgs, no soy científico. Pero lo comento porque he leído que algunos científicos tienen la teoría de que, la existencia de esta partícula de Dios, puede significar la posibilidad de enviar mensajes desde el pasado hacia el futuro. Lo cual, me recuerda mucho a una deliciosa novela de Gregory Benford, con el título de “Cronopaisaje”. Y también a la película “Frequency”. En cualquier caso, resulta llamativo el protagonismo del CERN, desde que se dio la conjunción entre Júpiter y Urano en el año 2010. Y que con sus últimos anuncios hayan hecho reavivar la idea de los viajes en el tiempo.

 

MI TEORÍA.-

Por tanto, mi teoría en lo astrológico es que podría darse un nuevo anuncio en el 2015/16, coincidiendo con la nueva fase del ciclo entre ambos planetas, un armónico trígono que parece augurar noticias amables. Y dados los precedentes, todo parece apuntar hacia un nuevo anuncio del CERN, con el que se invite de nuevo a pensar en la posibilidad de viajar en el tiempo. Supongo que solo a nivel teórico, claro. Pero… ¿quién sabe? Además, soñar es gratis.

A mi teoría le doy un orbe de un año, y apunto también el 2016, porque he observado que a veces se da el aspecto entre Júpiter y Urano, pero no tenemos noticias de estos descubrimientos hasta unos meses más tarde, al año siguiente.

 

LOS VIAJES EN EL TIEMPO EN LA HISTORIA.- 

Vayamos ahora al listado de los descubrimientos y logros científicos en relación con el ciclo entre el viajero Júpiter y el futurista Urano, como les prometí. Observen que, además, son descubrimientos que guardan relación con los viajes en el tiempo. Cuanto menos, resulta curiosa la coincidencia…

Empecemos. En 1915, Albert Einstein publica su famosa Teoría de la Relatividad. Dicha teoría sugiere que si una persona pudiese moverse a altas velocidades, el tiempo para esa persona transcurriría de forma más lenta. ¿Recuerdan el Planeta de los Simios? Me refiero a la original del año 68, por puesto. Pues eso es lo que le ocurrió a Taylor (Charlton Heston).

Mítico final del Planeta de los simios, en el que Taylor descubre que ha viajado en el tiempo

Mítico final del Planeta de los Simios, en el que Taylor descubre que ha viajado en el tiempo

A donde quiero ir a parar es que en 1914 Júpiter se encontraba formando conjunción con Urano. Un año antes de la publicación de la Teoría de la Relatividad en 1915. El año de orbe que comentaba antes.

Sobre el año 1935, Einstein y Nathan Rosen hablan de su teoría sobre los agujeros de gusano, que facilitarían un atajo en el espacio-tiempo. Es el llamado puente de Einstein-Rosen. De nuevo una teoría científica en relación con el tiempo, y de nuevo encontramos un aspecto entre Júpiter y Urano. Esta vez en forma de oposición. Y de nuevo, este aspecto se da un año antes, en 1934. Lo cual, como ya he señalado, invita a que tengamos también en cuenta al año 2016, además del 2015, en relación con esta supuesta nueva teoría sobre el tiempo.

Pero sigamos, en 1943 se dio el famoso Experimento Filadelfia. Por el cual, se supone que un barco desapareció y reapareció más tarde en otro lugar. Incluso hay quien sugiere que viajó en el tiempo. Quizás el secretismo ha favorecido que, con el tiempo, se exageren un poco las cosas. Lo cierto es que este episodio ha servido de inspiración para infinidad de películas. De todas ellas, aunque no se hablaba exactamente de este experimento, pues el barco en la película es de una época más moderna, mi favorita es “El Final de la Cuenta Atrás”. Así y todo, como digo, el guión de esta película parece inspirado en los misteriosos acontecimientos del Experimento Filadelfia. En lo astrológico, en el año 1943 nos encontramos con Júpiter y Urano formando un armónico sextil entre ellos.

En otro sextil entre Júpiter y Urano, el del año 1952, se dice que es cuando el científico italiano Marcello Pellegrino Ernetti empieza a trabajar en su Cronovisor”. Una máquina con la que afirmaba que podía tomar fotografías del pasado. O incluso grabarlo en vídeo. Pero hay quien sugiere que, por ordenes del Vaticano, este artilugio no ha podido salir a la luz. Se me olvidó comentar que Pellegrino Ernetti no era solo científico, era también sacerdote benedictino y exorcista. Sea o no cierta esta historia, lo que está claro es que el sextil entre Júpiter y Urano se dio. Y que, al menos desde la astrología, esto sugiere descubrimientos a nivel científico. Y además, en relación con el tiempo.

Como imagino que habrá quien pueda objetar que el Experimento Filadelfia, o el Cronovisor, son cosas no demasiado bien demostradas. Y como además tienen razón, sigamos con experimentos que nadie pueda poner en duda. En 1975, Carrol Alley decidió poner a prueba las teorías de Einstein en relación con el tiempo. Sincronizó dos relojes atómicos. Uno de ellos lo acomodó en un avión en vuelo, y el segundo lo dejó en tierra. Cuando el avión aterrizó, su reloj contaba con algunos milisegundos de retraso en relación con el reloj que se quedó en tierra. Con lo cual, se demostraba que las ideas de Einstein sobre el tiempo eran ciertas. Y si, en el 75 había un aspecto entre Júpiter y Urano, una oposición.

Doy un salto de veinte años, sobre el año 1995 entra en escena la llamada Teoría M propuesta por Edward Witten. Si queréis intentar comprender algo de esta teoría, recordar que yo sólo soy un bloguero, mejor será que investiguéis por vuestra cuenta. Para los fines de este post, baste saber que esta teoría sugiere la existencia de universos paralelos. Y por tanto, en relación con los viajes en el tiempo, hay quien interpretó que esto solucionaba la famosa “Paradoja del Abuelo”. Ya sabéis, aquella que dice que si viajo al pasado y mato a mi abuelo, dejo de existir en el presente, por lo que ese viaje no puede darse. Pero si lo que hacemos en realidad es viajar a un universo paralelo, no mataría a mi abuelo, sino a su doble. Así que sigo existiendo tan campante, y la policía que me buscará será la de otro universo… que paradoja tan truculenta. Seguramente existirá alguna película en la que se juegue con estas ideas, aunque no me viene ahora a la mente ninguna película basada en estas especulaciones científicas. Pero a los seguidores de la serie Fringe creo que os sonarán muy familiares estas teorías de universos paralelos.

El caso es que, en 1995, Júpiter se encontraba formando un aspecto armónico con Urano. Se trataba de un sextil. Y no me digáis a estas alturas que eso os sorprende. Pero si es así, creo que os voy a seguir sorprendiendo. Porque, ya que hablábamos sobre la paradoja del abuelo, aun me queda alguna bala más en la recámara.

En el año 2000, y en relación con los viajes en el tiempo, sin duda, de quien hay que hablar es de Ronald Mallet, un científico que al perder a su padre cuando era un niño se obsesionó con la idea de los viajes en el tiempo, por “culpa” de H. G. Wells y su famoso libro titulado “La Máquina del Tiempo”. Bueno, en realidad, por culpa de una versión en comic de este libro. Es posible que ya conozcáis la historia de este científico, profesor de física en la Universidad de Connecticut. Porque diría que ha aparecido, sino en todos, en muchos de los documentales que existen sobre el tema de los viajes en el tiempo. En el año 2000, como os decía, hizo su particular aportación sobre este tema, al publicar por primera vez sus investigaciones al respecto. En estas investigaciones habla de una máquina con la que pretende modificar el campo gravitacional de los rayos láser. De esta forma, según Mallet, se podría viajar en el tiempo.

Bien, si, lo he explicado de forma muy resumida, y seguramente hasta de forma errónea. Es más, os habréis quedado igual. Ya os dije que no soy científico. Lo interesante para alguien como yo, aficionado a los pronósticos, como imagino lo seréis vosotros si estáis leyendo esto, es que, hasta tal punto cree posible el viajar en el tiempo, que ha pronosticado que en este siglo se conseguirá hacer ese fantástico viaje.

En lo astrológico hay que decir que en el año 2000 Júpiter y Urano formaban un trígono. De nuevo un aspecto armónico entre ambos planetas. Fijaros que casi siempre lo son, cuando se hacen descubrimientos o surgen teorías que hablan de viajes en el tiempo. Con lo que llevo analizado, es cierto que alguna vez ha coincidido con una tensa oposición. Pero casi siempre son sextiles o trígonos. Y eso es justo lo que tendremos el año que viene, un bonito trígono.

Pero no quiero entreteneros mucho más, y espero que no sea aburriros. Relataré también la misteriosa historia de un científico iraní, Ali Razeghi, que a principios del 2013 aseguró haber inventado una máquina que le permitía conocer el futuro de cualquier persona a unos 5 años vista, o incluso el destino de las naciones, utilizando para ello unos complicados algoritmos. Unos dicen que esto es un bulo, otros dicen que es un proyecto de alto secreto del gobierno iraní. En mi opinión, lo que el Sr. Razeghi dice haber inventado es algo que se le parece mucho a la astrología, por lo que no parece aportar nada en relación con los viajes en el tiempo en un sentido estricto. En cualquier caso, apuntaré que entre el 2012, y principios del 2013, Júpiter y Urano formaban un sextil. Y que este aspecto, donde se notó claramente es en la confirmación del Bosón de Higgs, como señalé más arriba. 

 

LISTA AMPLIABLE.-

En fin, seguramente esta lista podría ampliarse. Si sois conocedores de más casos históricos, os invito a que los comentéis en esta entrada. Si no sabéis de astrología, otras personas, o yo mismo, os confirmaremos o no si se daba un aspecto entre Júpiter y Urano en aquel momento.

Os animo también a suscribiros al blog, ya que regalo un pdf con todo lo que he escrito sobre la crisis económica a los seguidores de este blog. Y si queréis ayudarme a seguir por aquí, negando la mayor a los que pronostican una guerra mundial inminente, o a los que se niegan a creer que sin Neptuno tensando a Plutón no puede haber ninguna independencia. Así como aportando teorías como la que os he presentado con esta entrada… Insert Coin.

Papel electrónico, informática y el 2015

El padre de la informática

Alan Turing, el padre de la informática

 

El matemático estadounidense de origen checo, Kurt Gödel, puso las bases, en 1931, de los actuales lenguajes de programación informáticos, gracias a sus teoremas de la incompletitud. De hecho, existe un lenguaje de programación llamado Gödel, en su honor.

Un poco más tarde, en el año 1937, otro matemático, el británico Alan Turing, publicó un trabajo en el que hablaba sobre lo que hoy se conoce como “la máquina de Turing”. En este trabajo, que marcó un antes y un después en la historia de la informática, se apoyó en las ideas de Gödel, sustituyendo el lenguaje formal utilizado por el matemático norteamericano, mediante la mencionada máquina de Turing. La cual, es una herramienta hipotética que ayuda a explicar cómo trabajan los procesadores de nuestros modernos dispositivos electrónicos, y que permite entender los límites del cálculo mecánico.

Estas investigaciones, sumadas a los esfuerzos de Turing y otros científicos, durante la Segunda Guerra Mundial, para lograr desencriptar los mensajes de la máquina Enigma, utilizada por los nazis para asegurarse el secreto en sus comunicaciones, significó un fuerte empuje para lo que hoy conocemos como informática. Y que ha desembocado en una nueva era tecnológica y de la información, cuyas consecuencias sólo estamos empezando a atisbar.

 

URANO-PLUTÓN.-

Durante aquellos años 30 del siglo pasado, como ya he repetido muchas veces en mis entradas de blog, el aspecto planetario más llamativo era, sin duda, la cuadratura entre Urano y Plutón. La misma cuadratura que preside en la actualidad nuestro firmamento. ¿Cabe por tanto pensar en nuevos e importantes avances en el campo de la informática en los próximos años? Probablemente no hace falta recurrir a la astrología para comprender que evidentemente la respuesta no puede ser otra más que un SI rotundo.

Pero lo que la astrología puede aportarnos es intentar adelantarnos a los momentos concretos en que esos avances podrían darse de forma más llamativa. Y en este sentido, el próximo año 2015 puede ser un momento a tener en cuenta.

 

TRÍGONO JÚPITER-URANO.-

Durante el año 2015, uno de los aspectos más relevantes, además de la famosa cuadratura ya comentada, será el del trígono entre Júpiter y Urano. A este respecto, habría que comentar que el ciclo entre estos dos planetas parece querer aparecer en momentos clave que han marcado hitos a nivel científico y tecnológico. La conjunción de 1969, por ejemplo, significó la llegada del hombre a la Luna, ahí es nada. Coincidiendo además con la llamada tercera generación de ordenadores, en la que los circuitos integrados permitieron la aparición de equipos cada vez más y más pequeños, y con más memoria. Lo que facilitó un mayor auge e interés por los lenguajes de programación.

Pero volviendo a los años 30, podemos observar que en 1931, justo cuando Gödel publica sus teoremas de la incompletitud, se formaba un armónico trígono entre Júpiter y Urano. Trígono que vuelve a formarse en 1937, que como ya hemos visto, es cuando se oyó hablar, por primera vez, de la famosa “máquina de Turing”. Máquina teórica que propone Turing apoyándose en las ideas de Gödel. Parece percibirse, por tanto, como una continuidad en ambos acontecimientos, que marcarían un importante avance en la ciencia informática.

Estos trígonos, recordar, se dieron en mitad de una cuadratura entre Urano y Plutón. Así que, por las pistas que ofrece la astrología, parecería interesante preguntarse en qué años se formarán trígonos entre Júpiter y Urano, en mitad de la actual cuadratura Urano-Plutón. Pues bien, el año 2015, sobre todo en su primera mitad, diría que es, de forma más clara, el año en que se forma el trígono que buscamos. Luego habrá otro, sobre el 2020, pero con más orbe de separación entre ambos planetas. En cambio, el del 2015 será un trígono exacto, sin discusión. Por lo que diría que podría tener una mayor importancia en sus efectos. Es decir, en campos como la física, la matemática, la informática, etc. 

 

AÑO 2015.-

Teniendo todo esto en cuenta, cabría esperar nuevos avances científicos y/o tecnológicos para el próximo año 2015. Como digo, especialmente a nivel de matemáticas e informática. Pienso que sobre todo en la primera mitad del próximo año. Dados los precedentes, podríamos pensar en algún nuevo lenguaje de programación que suponga una clara evolución respecto a los ya existentes. O nuevas teorías matemáticas, que abran nuevos horizontes a nivel tecnológico. Pero dada la obsesión que parece existir en la actualidad por la seguridad y el espionaje, es posible que sigamos oyendo hablar de drones, de informáticos como Snowden, o de proyectos como Wikileaks.

No en vano, en mitad de una tensión entre Urano y Plutón, parece lógico esperar que los avances en ciencia y tecnología tengan una vertiente militar, como ocurrió en los años 30. Que los científicos se muevan por el miedo (Plutón) al futuro (Urano), que es algo que suele caracterizar a los momentos históricos en que se dan las tensiones entre estos planetas.

Sin embargo, esto no siempre se traduce en bombas atómicas, o cuestiones similares. A veces, como he intentado explicar aquí, suponen cosas como internet, los teléfonos inteligentes, etc. Avances con múltiples aplicaciones positivas, y que nos pueden ayudar a todos, y hacernos la vida un poco más fácil. En este sentido, el actual temor al cambio climático, está haciendo tomar conciencia a muchas personas en el respeto al medio ambiente. Por lo que evitan recibir correo en papel, o incluso leer en papel, pensando que así colaboran a disminuir la tala de árboles. Lo cual, ayuda a popularizar aun más dispositivos electrónicos como las tablets. Pero, ¿se podría prescindir por completo del papel con las nuevas tecnologías?, ¿se podría escribir, tomar notas, o dibujar, en un dispositivo electrónico como lo hacemos con el papel?

 

PANTALLAS FLEXIBLES.-

De hecho, ya se está investigando, mediante nanotecnología, para obtener la creación de unas pantallas flexibles, que podrían suponer una nueva evolución en las herramientas que hemos ido utilizado para leer y escribir a lo largo de la historia. Una historia que empezó en Mesopotamia, donde dejaron constancia de su escritura cuneiforme en tablillas, siguió con los papiros en el Egipto de los faraones, y con los pergaminos de la Europa medieval. Aunque en la Edad Media el papel ya había sido inventado. Lo inventaron mucho tiempo antes los chinos, a principios del siglo II. Pero no fue hasta mucho más tarde cuando Gutenberg lo utilizaría en su imprenta. Después, hace nada, llegarían los libros electrónicos. Y quizás estamos ahora cerca de presenciar la llegada del papel electrónico. Un dispositivo que también podría tener aplicaciones en el campo de la óptica, mediante gafas inteligentes, lentillas, etc. Y seguramente muchas aplicaciones fantásticas, que no podemos ni imaginar. Pero parece, al menos a mi modesto juicio, el siguiente paso lógico. Un paso que la astrología me invita a pensar en que pueda darse en el 2015. Sin descartar tampoco la posibilidad del 2020.

Porque, créanme, no todo va a ser negativo en el futuro. También nos aguardan grandes cosas. Cosas hermosas, como el papel electrónico, o las pantallas flexibles, o como quieran llamarlo…  

papel-electronico

A %d blogueros les gusta esto: